Entrevista - Nicolás Negro, Dimenna Brewing Co

La cervecería de San Jorge (provincia de Santa Fe), ganadora de una de las medallas de la Copa Arte Cervecero 2021, se encuentra en proceso de mudarse a unas nuevas instalaciones de mayor tamaño, con miras a aumentar su capacidad de producción y profesionalizar los sectores de fabricación. Nicolás Negro, brewmaster y uno de los propietarios de Dimenna Brewing Co, contó a PulsoCervecero.com que “ahora estamos en proceso de mudarnos a una fábrica un poco más grande. Está un poco más lento ahora con la pandemia, pero la idea es de acá a máximo seis meses, mudarnos a un galpón 5 o 6 veces más grande, y ampliar la producción”.

El proyecto de mudanza, no obstante, está afectado por la pandemia de COVID-19. “Hoy estamos enfocados en pasar esta tormenta, para poder completar la mudanza. La idea es mudarse al 100 por ciento antes de la temporada fuerte, que es cuando arranca el calor, y una vez instalados ahí queremos poder escalar la producción a medida que lo demande el consumidor; pero también profesionalizar la fábrica en todo aspecto: tenemos la idea de instalar un minilaboratorio para control de calidad interna; nos gustaría hacer un taproom en la fábrica nueva. Pero el enfoque principal es profesionalizar todos los sectores de la fábrica”, dice Negro.

Enlatado de cerveza y comienzos

Antes de la pandemia, Dimenna Brewing Co enlataba el 10-15 por ciento de la producción, pero en la actualidad ese porcentaje subió al 60 por ciento. El porcentaje inicial relativamente alto para una cervecería pequeña se debe a la zona de origen e influencia de la cervecería, que presenta un menor consumo en bares frente a zonas urbanas. “Ya el consumo acá en San Jorge y zonas no es lo mismo que en Rosario o Buenos Aires, en lo que es barriles. Nosotros ya enlatábamos más cantidad que lo que quizá enlataban las cervecerías de ciudad, por así decirlo. Por lo que se ve, vamos a seguir enlatando la mayor parte de la producción por lo menos hasta fin de año”, explica Negro.

Dimenna es un emprendimiento cien por ciento familiar, que tuvo sus comienzos en 2016 y se hizo oficial en 2017. Su brewmaster explica que “mis socios son mi hermano y mi primo. Empezamos como hobby, como todas las cervecerías, y empezamos a profesionalizarlo a fines de 2018 cuando mudamos el garage cervecero a una fábrica un poco más grande, que es la que tenemos ahora. Buscamos hacer un producto de calidad, que nos guste a nosotros. Fue difícil al principio: nosotros somos de San Jorge, una ciudad chica, casi un pueblo, de 25.000 habitantes aproximadamente. Cuando empezamos a hacer cerveza, acá muy poca gente sabía lo que era una IPA. Fue un poco hacer escuela acá y en la zona; costó un poco más crecer a producir volumen. Llegamos a Rosario, después Córdoba, Santa Fe, Buenos Aires… ahora que llegó la lata empezamos a ser súper populares, no sólo por el producto sino también por la etiqueta”.

Dejar un comentario..

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.