En reunión de comisión de Gobierno del Concejo Municipal de Rosario (provincia de Santa Fe) se ratificó el despacho del proyecto de regulación de venta minorista fraccionada de bebidas fermentadas, que alcanza a la cerveza artesanal, según informó el Concejo en su sitio de Internet esta semana.

El despacho del proyecto fue ratificado tras retornar de la comisión de Salud. La propuesta de ordenanza es del edil Enrique Estévez, del bloque Socialista, a quien acompañaron sus pares de bancada, Ghirardi y Verónica Irizar, y contempla la regulación de la venta minorista de bebidas fermentadas, fraccionada en envase retornable o descartables de hasta cuatro litros, para su consumo fuera del lugar de expendio, lo que incluye la comercialización de cerveza artesanal en growlers y envases similares.

Entre otros aspectos, el proyecto detalla sobre las condiciones del local y acerca de los envases. Se precisa que en los locales deberá contarse con un espacio para la correcta higiene de los envases retornables.

También se determina que en cada ocasión de rellenado del envase “se deberá rotular el mismo con la información de la bebida envasada. El rótulo deberá ser autoadhesivo o estar incorporado al envase mediante una etiqueta colgante”. En cuanto a los barriles, deberán estar rotulados de acuerdo a lo establecido en el Código Alimentario Argentino.

Presidió la reunión la titular de la comisión, María Eugenia Schmuck, del bloque Radical y concurrieron Horacio Ghirardi, de la bancada Socialista; Gabriel Chumpitaz y Roy López Molina, de Cambiemos; Norma López, del Frente para la Victoria-PJ; Marina Magnani, de Unidad Ciudadana y Caren Tepp, de Ciudad Futura.