A fines de septiembre de 2013, la cervecería marplatense presentaba su nuevo envase: el botellón Antares, un recipiente de 1,9 litros de capacidad, retornable, que en estos dos años ha sumado amplias filas de adeptos. Este formato sólo se comercializa y recarga en la fábrica y los locales de Mar del Plata y en el Parador Antares de Vicente López, en el conurbano bonaerense.

A diferencia de los envases retornables de otras cervezas, el botellón Antares es personal, es decir que después de adquirido, el cliente puede llevarlo a recargar a los puntos destinados a ese fin, pero siempre se llevará su envase.

El botellón Antares, que ya alcanzó el estatus de emblema para los seguidores de la cervecera, tiene un costo de entre 100 y 110 pesos, dependiendo del local donde sea adquirido, y hay recargas disponibles desde 95 pesos.